martes, diciembre 12, 2006

Lazing on a sunday afternoon

Damas y caballeros, hoy estoy de luto. Y no sólo porque nos haya dejado Lauren Postigo, ni por la prematura muerte de Augusto Pinochet (“algunos” piensan por ahí que debería haber agonizado unos cuantos años más).
No, no, no… olvidaos de ten grandes tragedias. A mí lo que más me ha dolido en el alma ha sido enterarme de que la serie “Embrujadas” ha llegado a su fin tras ocho o nueve temporadas en antena. ¡Por Dios santo! ¿Cómo pueden acabar de esta manera con una serie así? Y ahora ¿qué me pongo yo en la tele los domingos? Si ya era una tradición desde hace unos 8 años eso de estar tirado en el sofá ‘zappeando’ y dejando “Embrujadas”, el mejor remedio para la resaca. Su argumento simple y sin complicaciones lo hacían más llevadero para unas neuronas en proceso de regeneración. Si dejabas de ver algún capítulo tampoco te perdías nada importante. Y también (todo hay que decirlo) porque a las hermanas Hallywell les encantaba lucir palmito delante de las cámaras, y en cada episodio nos sorprendían con sus nuevos modelitos, a cada cual más extravagante. En uno de ellos, “las Hallywell” se transformaban en heroínas con superpoderes, con traje de cuero y antifaz sadomaso incluidos. En otro episodio pasaban a ser unas pobres ninfas perseguidas por un cruel sátiro (y las ninfas tienen que llevar poca ropa, por supuesto). En general, era Alyssa Milano (quien ya fue víctima de otro ‘post’ debido a su manía con desnudarse en sus tele-filmes) la que se llevaba la palma: interpretando en un episodio a Lady Godiva (o sea, cabalgando desnuda sobre un caballo blanco); o siendo poseída por el espíritu de una Diosa egipcia (y como en Egipto hace tanto calor, pues también llevaba poca ropita); o bailando ligera de ropa en un lap dance…
Y, aparte de todo esto, en cada capítulo se cambiaban de modelito tres o cuatro veces, incluso existe una web dedicada a ello: Charmed Fashion Boutique (chicas, si queréis vestir como las hermanas Hallywell no dejéis de visitar esta web
http://actressmmm.tripod.com/id51.html).Bueno, ya se sabe, a lo mejor todo esto eran exigencias del guión ¡Pobrecitas! Y, para colmo, las chiquillas debían de pasar mucho frío durante el rodaje, por lo menos tanto como el que pasaban las vigilantes de la playa en ‘Baywatch’ (Do you know what I mean?, co!).
En fin, yo ya me estoy “proveyendo” de algún capítulo de 'Embrujadas' para no quedarme huérfano los domingos por la tarde. Y tú, chaval, deberías hacer lo mismo si no quieres que la resaca te dure el doble.
Nótese el tono irónico-festivo de este post. Lo advierto, más que nada, para que no se me mosqueen mi legión de lectoras feministas (en cualquier caso, vigílense la libido las que veían ‘Pasión de gavilanes’ y similares, sólo por los tíos macizos que la protagonizaban).

2 comentarios:

Rober dijo...

Que obsesion con el capitulo de las superheroinas. ¿Fetichismo?. La verdad es que si que era un poco descarao los pases de modelitos que hacian todos los capítulos, cada día con el escote más grande. Creo que la serie la suspendieron por el elevado presupuesto que tenian que dedicar a calefacción en el plató para que no se refriaran las pobres embrujadas.

Lord Derfel Cadarn dijo...

Sí, sí... Recuerdo que te comenté en su día que me quedé flipado cuando vi ese capítulo de 'Embrujadas'. Respecto a lo de la calefacción... yo dudo que la tuvieran encendida, creo que ya comentamos en el bar Lagasca lo curioso de que siempre se las viera como con "la carne de gallina" (ejem), o igual eso tamién formaba parte del show ¿quién sabe?